Luna amarga (Pascal Bruckner)

La venganza, ese dulce veneno que tanto atrae cuando respiramos por la herida, esa tentación en la que muchos caen cuando la vida les da la oportunidad, y que muchos pedimos no tener por no volvernos los deudores.

Un fragmento del libro de Paskal Bruckner, que muestra hasta donde puede llegar alguien cuando tiene la voluntad de otro en sus manos, y que en el BDSM, puede ser mas peligroso que en la vida vainilla…

Esta sumisión ciega desencadenará en maltrato. En palabras del protagonista del libro de Pascal Bruckner “Luna Amarga”:

“Me sentía exultante, aplastaba a Rebecca en nombre de su dignidad, descubría en mí cierto ingenio de crápula ilustrado. Tuve miedo, durante un instante ante la idea de que aquella felicidad, aquella sonrisa estaban a mi merced. Luego deseché mis escrúpulos y otra idea fue naciendo en mí: podía hacer lo que quisiera con aquél ser que había puesto su destino en mis manos. Aquella revelación fue terrible. No la olvidé ya y decidió el curso ulterior de nuestra relación”.

Y entonces llega, esa oportunidad de dañar como fuiste dañado, y de ser dañado como dañaste…. la vida es un circulo donde tarde o temprano, acabamos enfrentandonos a aquello sobre lo que pisamos.

Miramos en el video a un invalido, soportando humillaciones que antes el le infligio a esa mujer que un dia se arrastro a sus pies y suplico por un poco de amor, aunque fuera “por compasion”

Fragmentos donde quienes somos sumisas entregadas mas alla de lo que nos piden nos reflejamos..

1″Rebecca no mentía, no me dejaba ignorar nada de sus emociones gritándolas hasta desgarrárme el tímpano cuando las liberaba”

“”Amar es dar al otro, por propio consentimiento un infinito poder sobre uno mismo. ¿Cómo había podido contribuir a mi propia esclavitud?”

Luna amarga (Pascal Bruckner)

– 132 –

¿Que es una pareja? La renuncia a la existencia a cambio de la seguridad, el rostro sin atractivo del amor legítimo. Ese espacio cerrado que trivializa a los seres menos dotados para lo trivial, entorpece a los más mercuriales. Veía a mi alrededor individuos que se zambullían en la mediocridad, envejecían resignándose, abandonaban uno a uno los impulsos de su juventud, cambiándolos por las marismas del funcionariado conyugal. Veía hombres audaces, mujeres libres a quienes la vida en pareja había desmovilizado, quitado encanto, a quienes la cohabitación había mellado. Odiaba el mimetismo de los concubinos, su facilidad para adoptar los defectos del cónyuge, su viscosa complicidad e, incluso, su traición que les une más todavía. No había uno sólo de mis amigos que escapara de esta cursilería, que no fuera el escandaloso ejemplo de mi condición. No podía eludir la seguridad de que la verdadera vida está en otra parte, lejos de los míseros expedientes de la pareja y las virtuosas estupideces del amor loco (que de hecho es la cima de la tibieza, porque pretende hacernos perpetuamente soportable la compañía de la misma persona). Pensar que debería soportar esa fláccida relación en las interminables tinieblas de una existencia echada a perder, me ponía los pelos de punta. Quería abandonar a Rebecca como una serpiente: dejando entre sus manos un despojo que ya no era yo, un Franz que había mudado de piel, entregándole una apariencia en la que ya no habitaba. Rebecca se desolaba ante mis intenciones, sintiéndome siempre más dispuesto a amar a cualquiera que a ella. Por aquel entonces, toda mujer me parecía preferible por el mero hecho de ser otra. Algunas noches, mientras me pudría en el calabozo conyugal…

– 139 –

¿Hay peor herida que advertir que el fuego de una pasión se retira de ti como el mar se retira de la playa cuando baja la marea?

– 140 –

Veía la mirada de Rebecca implorando en silencio, solicitándome unas explicaciones racionales que yo no tenía. Mi deseo de ruptura era tan arbitrario como mi flechazo de hacía dos años. – Pero dime qué te he hecho, si te he enojado, si te he herido… -¿Que me has hecho? Nada: Sencillamente, cometes el error de existir.
 FUENTES
1)http://jm-cachivache.blogspot.mx/2012/07/luna-amarga.html
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s